top of page

Tendencias de consumo y futuros emergentes

Cada vez nos rodean más productos que antes parecían inimaginables y nuestra percepción del futuro evoluciona y cambia constantemente. Resulta más y más interesante especular sobre cómo será el futuro, aunque, sin embargo, las sociedades, industrias, productos y servicios del futuro aún están por diseñar. Vamos a conocer cuales son algunas de las tendencias de consumo y cómo entra en juego el papel del diseñador industrial.

 

Futuros emergentes. El enfoque del diseño


En el mundo del diseño existe un enfoque innovador que va más allá de las técnicas convencionales. Se centra en las soluciones creativas y adaptativas a medida que se desarrollan. Es decir, en lugar de crear una estructura rígida, el diseño de futuros emergentes se caracteriza por su flexibilidad y capacidad de evolucionar a medida que se enfrentan a desafíos nuevos o se descubren nuevas oportunidades.



Gráfico del diseño emergente marco para la innovación metodología Trem
Marco de trabajo para la innovación


Este enfoque se basa en la idea de que el diseño es un proceso vivo y orgánico que se va adaptando a las necesidades de los usuarios y el cambiante entorno.

En un escenario en el que el futuro cada vez es menos predecible a corto y largo plazo, este enfoque es crucial para desarrollar soluciones exitosas. Y cada vez más, el concepto del diseño estratégico es aplicable a más ámbitos y escenarios diferentes. Los diseñadores podemos desarrollar productos, servicios, estrategias y experiencias que son realmente relevantes y significativos en este contexto.


 

Las tendencias de consumo y futuros emergentes


Las tendencias de consumo son cambiantes y moldean la forma en la que los usuarios demandan estos productos o servicios que diseñamos. La predisposición de los usuarios se centra en las siguientes tendencias:


Tecnologías disruptivas


Sin duda alguna, el futuro está impulsado por la tecnología. Surgen nuevas herramientas como la inteligencia artificial (IA), la realidad virtual y aumentada (RV/RA), la robótica y otras innovaciones que cambian la forma en que los usuarios interactúan con el mundo que los rodea.

Un ejemplo que no se puede pasar por alto son las nuevas gafas de realidad aumentada de Apple, que han constituido uno de los avances tecnológicos de los últimos años que más puede cambiar el paradigma del consumo digital. Se trata de un producto que combina diseño digital y diseño industrial, aportando al usuario una nueva experiencia sensorial, qué omite el uso táctil de la pantalla. Es interesante hablar de la importancia de que estos dos ámbitos del diseño hayan trabajado juntos para desarrollar un proyecto tan disruptivo como este.


El diseño digital está directamente relacionado con la experiencia que vivirá el usuario en contacto con la parte física del producto, las gafas. Se ha diseñado una nueva manera de consumir contenido digital e interactuar con él, con unos nuevos espacios dimensionales que antes no existían: en lugar de concebir el contenido en una pantalla, se podría decir que está en el aire, aunque en realidad está en la superficie de la gafas.


El diseño de la parte física de este producto convive y se sincroniza con el diseño digital. Cada detalle del producto ha sido diseñado para potenciar la mejor experiencia del usuario: desde el peso de las gafas, la forma en la que se apoya en la cabeza, la batería de carga con cable para bolsillos, o la posición y forma de los pocos botones que el usuario necesita tocar. En cuanto a la parte menos funcional, la estética refleja el resto de productos de la marca en un nuevo producto totalmente diferente, que aún no habían trabajado.




Apple Vision Pro, Apple inc.
Apple Vision Pro, Apple inc.


Sostenibilidad y responsabilidad social


Cada vez es mayor la conciencia sobre los problemas ambientales y sociales, y los consumidores buscan y priorizan marcas y productos sostenibles que abarquen desde modelos de producción éticos hasta packaging sostenibles. En este contexto, los nuevos materiales están ganando protagonismo y transformando poco a poco las industrias, la forma en que diseñamos y la forma en que se produce.


Por ejemplo, el micelio es un biomaterial entre otros, que presenta unas propiedades asombrosas, y que ya se está empleando en diferentes escenarios. Puedes leer más sobre ello en nuestro último blog sobre micelio “Sostenibilidad, innovación y diseño de producto con hongos”.



El diseño industrial entra en juego en esta tendencia haciendo posible que muchos de estos nuevos materiales puedan verse empleados en el diseño, desarrollo y fabricaciñon de nuevos productos. Podemos aportar exeperiencia desde lo ya conocido, para poder interpretar los nuevos materiales y buscar la mejor manera de adaptarlos de diseñar productos con ellos.


Artesanía frente a la aceleración tecnológica


En este aspecto y directamente relacionado con la sostenibilidad, entra en juego la artesanía como tendencia, que realmente, lleva mucho tiempo como modelo de producción, pero que durante los últimos años se ha diferenciado poniendo en valor la conexión humana y la singularidad. Representa la vuelta a lo hecho a mano, la calidad y el valor intrínseco de los objetos, frente a la uniformidad de los productos industrializados.


El diseño industrial puede desempeñar un papel fundamental en el auge de la artesanía, ya que, aunque esté asociado con la producción en masa, los diseñadores tenemos la capacidad de fusionar los principios del diseño industrial con los valores y técnicas artesanales. La colaboración entre diseñadores industriales y artesanos da lugar a modelos de producción más éticos y sostenibles, en los que se generan productos que combinan la estética y la funcionalidad del diseño industrial con el carácter singular de la artesanía.


De esta forma, surge el concepto de "slow is the new fast", el cual hace referencia a un modelo de producción basado en la sostenibilidad, la artesanía y la concienciación social.



KARMSTOL V.EU.01, por VERK.
KARMSTOL V.EU.01


Experiencias inmersivas


Los consumidores cada vez más buscan experiencias inmersivas que vayan más allá de la simple compra de productos. Eventos en vivo, espacios de realidad virtual, interacciones sensoriales y narrativas envolventes son solo algunas de las formas en que las marcas pueden cautivar a su audiencia.


Las experiencias memorables generan un mayor compromiso y lealtad de los consumidores, por lo que las empresas deberían considerar la creación de experiencias únicas y significativas.


En este ámbito, el diseño industrial entra en colaboración con el diseño de servicios y espacios, generando una sinergia de metodologías y prácticas que puede llevar al desarrollo y consecución de grandes experiencias inmersivas.



Diseño de producto experiencia de usuario inmersiva multiplataforma trem
Plaims, Trem

 

Tecnologías disruptivas y el diseño industrial


El papel que desempeña el diseño industrial junto con las tecnologías disruptivas es el de permitir la creación de productos innovadores y completamente revolucionarios, que cambian el paradigma de la usabilidad y función de los productos.


Silcomask producto innovador diseñado por trem
Silcomask, Trem

En este contexto, hemos contribuido con el diseño de Silcomask, una mascarilla que que se concibe bajo el escenario del Covid-19, y que es completamente innovadora frente a la usabilidad y estética de otras mascarillas del mercado.


Las herramientas que empleamos para diseñar evolucionan prácticamente a diario, acelerando el proceso de diseño, y además, nos permiten crear prototipos rápidos y precisos que permiten la producción de productos únicos y personalizados.

Otra área en la que el diseño industrial se encuentra con las tecnologías disruptivas es la integración de la electrónica y la conectividad en los productos.


Los diseñadores industriales debemos considerar no solo la funcionalidad y estética de un producto, sino también su capacidad para interactuar y comunicarse con otros dispositivos y servicios. La colaboración con expertos en tecnología y programación se ha vuelto esencial para crear productos que aprovechen al máximo las ventajas de la conectividad.


Las tecnologías disruptivas están impulsando la adopción de nuevos materiales y procesos de fabricación en el diseño industrial. Por ejemplo, los materiales avanzados, como los bioplásticos y los materiales compuestos brindan nuevas oportunidades para la creación de productos más sostenibles y eficientes. Los diseñadores estamos explorando activamente estas posibilidades y colaborando estrechamente con científicos y expertos en materiales para aprovechar al máximo estas tecnologías emergentes.


Mediante todas estas herramientas y procesos, diseñamos nuevos productos completamente inimaginables hasta el momento, como es el caso de las gafas de realidad aumentada, las pantallas emergentes, y un gran etcétera.



Robot generado con la IA, Trem
Robot generado con la IA, Trem

 

¿Diseñamos el futuro juntos?


En definitiva, las tendencias de consumo y futuros emergentes marcan los cambios y evolución del mundo, hacia un enfoque centrado en la sostenibilidad, las tecnologías disruptivas cada vez más presentes en el día a día, y la vuelta a la artesanía como una tendencia para compensar esta aceleración tecnológica.


Por tanto, en un escenario tan cambiante y demandante aumenta la importancia de crear productos que fomenten experiencias a los usuarios centrados en el diseño emocional y la personalización.


Nuestra visión como estudio es conseguir un impacto positivo en el futuro a través del diseño industrial, centrándonos en las tendencias de consumo y aportando soluciones con el foco en los usuarios a través de metodologías centradas en la innovación.








Entradas Recientes

Ver todo

コメント


bottom of page